Categorías: Liderazgo

3 maneras en las que blockchain empodera a las mujeres

La tecnología de la cadena de bloques podría impulsar su economía.

NOTA DEL EDITOR: Becky Allen es investigadora asociada al programa de
Mujeres y Política Exterior del Consejo de Relaciones Exteriores.

Si has escuchado de Bitcoin -la primera moneda digital descentralizada que funciona sin un banco central o un intermediario externo-, es posible que también hayas oído hablar de la tecnología transformadora detrás de la criptomoneda: blockchain.

En pocas palabras, es una base de datos inmutable, una serie de puntos de datos ensartados en bloques con sellos de hora que no se pueden modificar y que se distribuyen a través de una red global de computadoras.

Sin embargo, puede hacer mucho más que potenciar criptomonedas. Desde asegurar registros personales hasta contratos y pagos, también puede impulsar la próxima frontera del empoderamiento económico de las mujeres.


Registros personales

Según el Banco Mundial, las mujeres en países en desarrollo tienen menos posibilidades que los hombres de tener una identificación oficial, a menudo porque carecen un acta de nacimiento u otra documentación necesaria.

La habilidad de blockchain para almacenar registros personales de manera segura y rentable le puede proporcionar a las mujeres identificaciones digitales, lo que a su vez podría permitirles tener tierras y cuentas bancarias, o aprovechar las oportunidades laborales en la economía formal.

Contratos

EL 70% de la población mundial carece de acceso a un título de propiedad, y las mujeres están consumidas desproporcionadamente debido a derechos territoriales inseguros.

Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura, por ejemplo, las mujeres poseen menos del 20 % de las tierras del mundo.

En la mayoría de los países, los derechos territoriales se ven obstaculizados por la aplicación insuficiente de las leyes de tierras, discrepancias entre constituciones y el derecho consuetudinario, y las estructuras de poder patriarcales que gobiernan a muchos hogares y comunidades.

Almacenar contratos en blockchain ayudaría a las mujeres a proteger su propiedad, dada la capacidad tecnológica de eliminar la falsificación de documentos.

Debido a que el software que se distribuye a través de la red blockchain y que algorítmicamente verifica cada transacción, es imposible forzar una entrada de blockchain o editar una existente.

En lo que respecta a los derecho a la propiedad de las mujeres, ningún funcionario del gobierno ni pariente masculino podría negar que un terreno disputado pertenecía a una mujer si el contrato se documentó en blockchain.

Pagos

Blockchain ofrece una manera segura para completar transacciones financieras, lo que podría brindar servicios financieros al 42% de las mujeres en todo el mundo que aún no tienen cuentas bancarias.

Es importante destacar que los pagos realizados con blockchain pueden ser gratuitos (dependiendo de la criptomoneda que se use), ya que la tecnología está basada en transacciones punto a punto, y funciona sin intermediarios externos, como un banco central.

Del mismo modo, no hay costos asociados con abrir una cartera de criptomonedas, eliminando una barrera importante para la entrada de muchas mujeres, que tienen menos posibilidades que sus homólogos masculinos de solventar costos de mantenimiento o los requisitos de saldo mínimo, como resultado de su sobrerrepresentación en empleos de medio tiempo e informales.

Lee: En el futuro verás criptomonedas más fuertes y no son las que hoy conoces

Startups como 37Coins incluso están comenzando a explorar la posibilidad de que los pagos de blockchain se realicen a través de SMS, lo que significa que no se requerirá de wifi ni de smartphones para usar los servicios financieros blockchain.

Con una brecha de género del 23% en el acceso a internet en el mundo en desarrollo -alimentada por normas culturales profundamente arraigadas y limitaciones financieras únicas de las mujeres- la capacidad de hacer pagos a través de SMS elimina otro desafío que enfrentan comúnmente las mujeres, especialmente en zonas rurales.

Para ser claros: blockchain no es una panacea. El 90% de las economías todavía tienen leyes que obstaculizan las oportunidades económicas de las mujeres. Y en varios países —incluso donde las mujeres reciben igualdad legal por parte de sus gobiernos— el derecho consuetudinario puede reemplazar la ley estatutaria.

Blockchain no puede cambiar la ley, ni puede alterar las normas sociales. Pero puede servir como una herramienta transformadora para impulsar las oportunidades económicas de las mujeres en lugares donde tienen derechos, pero carecen de la infraestructura para darse cuenta.

Fortune en Español

Compartir

Contenido reciente

  • Negocios

Bimbo, aliado y protector de las tienditas de la esquina frente al COVID-19

El compromiso de Grupo Bimbo se hace aún más presente ante la situación de la emergencia sanitaria. Impulsa y trabaja…

1 año atrás
  • Negocios

Copresidentes de Televisa agradecen y reanudan producciones

Los copresidentes de Grupo Televisa, Alfonso de Angoitia y Bernardo Gómez, visitaron los foros de San Ángel. Agradecieron a las…

1 año atrás
  • Finanzas
  • Noticias

Las actividades industriales de la eurozona tienen caída histórica por la pandemia

La producción industrial de la zona del euro en abril se contrae 17.1%, muy superior al 3% de 2008, según…

1 año atrás
  • Finanzas
  • Noticias

La economía de Reino Unido se desploma 20.4% en abril por la pandemia

El golpe económico es mayor que en la Gran Depresión de 1929 y la crisis financiera global de 2008, según…

1 año atrás
  • Finanzas
  • Noticias

La Cepal teme más endeudamiento, hambre y enojo en AL por la pandemia

La debacle financiera por las medidas para enfrentar al COVID-19 puede llevar a un retroceso de 13 años, dice la…

1 año atrás
  • Negocios
  • Noticias

Sector privado advierte riesgo de politización de reguladores con propuesta de Morena

Una politización de los reguladores a través de nombramientos a modo destruiría un camino de 27 años, dice la International…

1 año atrás